Encajar lamas en una persiana

Muchas las lamas de nuestras persianas sufren daños. Con la intención de hacerte la vida más fácil, en Sistemas 24H te explicamos cómo arreglar y encajar las lamas de una persiana.

Y es que, en muchos hogares, las persianas son nuestras grandes aliadas a la hora de combatir la entrada de la luz cuando queremos descansar o de evitar que el aire se cuele por los cristales. Cuando fallan, la imposibilidad de utilizarlas se convierte en un problema.

cambiar lama persiana

Posibles signos de que se ha roto una lama de la persiana

Una de las averías más frecuentes en las persianas, es cuando esta se queda atascada a una altura determinada y no desciende más. En este caso, uno de los motivos más corrientes es la ruptura de una lama.

Otros motivos pueden ser problemas en la cinta de la persiana o en la polea del eje de enrollamiento.

En caso de que el problema venga de la cinta, no te preocupes, desde Sistemas 24H te explicamos cómo cambiar paso a paso la correa de tu persiana.

Consideraciones previas a la reparación

Lo primero que tenemos que tener en cuenta antes de cambiar y encajar la lama de una persiana, es qué características tiene que tener la nueva lama con la que vamos a sustituirla.

Normalmente, las lamas de las persianas son de aluminio o PVC. Tendremos que fijarnos en el material con el que está fabricada nuestra persiana, para que a la hora de comprar la nueva lama, esta coincida.

En cuanto al tamaño, este puede variar en función del fabricante, por lo que sería igualmente necesario medir la longitud de las lamas de nuestra persiana. Si queremos tener éxito, es importante que todo cuadre.

Pasos a seguir para cambiar y encajar las lamas

Cambiar las lamas de una persiana es algo sencillo, que se puede conseguir siguiendo unos pocos pasos. Te lo contamos.

El primer paso será desatornillar la caja de la persiana, para poder sacar la persiana. Aunque no todo el mundo lo hace así, y hay quienes trabajan con la persiana puesta, lo cierto es que con esto estaremos evitando dañar otros materiales.

El siguiente paso, será desenrollar nuestra persiana y quitar las lamas que estén por debajo de la rota. Cuando lleguemos a ella, tenemos que sacarla y cambiarla por la adquirida recientemente.

Encajar la lama, se trata de un procedimiento bastante sencillo. Lo único que hay que hacer es que la parte de arriba de la lama se deslice en la parte de abajo de la nueva ¡siempre siguiendo la forma de la persiana! Es muy importante que quede recta y bien enganchada, de lo contrario no funcionará correctamente y tendremos que volver a repetir todo el proceso.

El último paso será volver a enrollar la persiana, introducirla en su carril (girando el eje) y cerrarla.

Ahora que te has puesto manos a la obra, no te olvides de comprobar que todo está correcto ¡así puedes actuar en caliente! Te dejamos un vídeo ¡para que puedas ver de manera más visual lo que te hemos contado!

Deja tu comentario