Cómo instalar una mosquitera en una puerta corredera

Una mosquitera corredera es un producto de protección que permite la apertura de la puerta mediante su desplazamiento; de esta forma, se consigue abrir una parte sin retirar ninguna de las hojas. En este post te mostramos cómo instalar una mosquitera en una puerta corredera.

Características principales

Las mosquiteras correderas se caracterizan por ofrecer una impresionante comodidad y ser muy resistentes al paso del tiempo; estos sistemas de protección son ideales para puertas y ventanas correderas, ya que su instalación se realiza dentro de su propio raíl.

Instalación de mosquitera para puerta corredera

Estos productos destacan por estar compuestos de unos perfiles y disponer de una estructura cuadrada, la cual debe tener las mismas medidas que la hoja de la puerta; es importante señalar que las mosquiteras correderas disponen de unos rodamientos en el perfil interior, para garantizar un sencillo desplazamiento por el perfil de la puerta.

Una de las principales características de las mosquiteras correderas es que se utilizan para impedir el paso de insectos al interior de la vivienda; eso sí, mantiene la ventilación y la iluminación natural dentro del hogar. Además, evita que los niños pequeños y las mascotas puedan colarse por estos huecos.

Estos productos son muy utilizados para entradas a viviendas o zonas de acceso al jardín o la terraza, ya que suelen ser las puertas que disponen de este tipo de sistema de apertura y, además, suelen ser por dónde más se introducen los insectos con la llegada de las altas temperaturas.

Ventajas de las mosquiteras correderas

A continuación te mostramos las principales ventajas de instalar una mosquitera en una puerta corredera.

  • Sencilla instalación: las mosquiteras correderas son muy fáciles de colocar; eso sí, es fundamental que tengas las medidas exactas, para que la fijación sea perfecta y no haya ningún hueco por el que puedan entrar insectos.
  • Mantenimiento: lo único que necesitas es limpiar la mosquitera con un paño húmedo; de este modo, garantizarás que está en buen estado y que mantiene su efectividad.
  • Durabilidad: su instalación se realiza en la parte interior de las puertas y ventanas, de modo que no tiene que soportar las inclemencias meteorológicas externas y tiene una impresionante vida útil.
  • Diversos acabados y colores: en nuestra tienda online puedes escoger una amplia variedad de tonalidades, para que elijas la alternativa que mejor se adapta al estilo y la estética de tu vivienda.
  • Desplazamiento silencioso: otra de las ventajas de las mosquiteras correderas es que disponen de unos rodamientos que facilitan su desplazamiento suave y silencioso.
  • Protección: las mosquiteras para puertas correderas evitan la entrada de insectos en el interior de la vivienda; además, protegen del polen y la suciedad, entre otros agentes contaminantes.

Cómo instalar una mosquitera corredera

Instalar una mosquitera corredera es un proceso muy sencillo que no te llevará mucho tiempo. Lo primero que debes hacer es tomar las medidas de la mosquitera corredera; debes comenzar con el ancho y medir desde el marco lateral de la hoja cerrada hasta el borde exterior de la hoja abierta. Es recomendable que midas en 3 puntos y, siempre, debes utilizar la medida con el valor más pequeño.

Mosquitera corredera para puerta

Después, debes hacer lo mismo con el alto, midiendo desde el canal superior al inferior del marco de la puerta. Una vez tengas todas las medidas, el siguiente paso es coger un perfil corto y el felpudo estrecho; debes saber que el canal ancho es el que corresponde a la zona interior de la mosquitera.

Debes introducir el felpudo estrecho en la ranura de la zona interior y cortar al filo del mismo; a continuación, tienes que colocar la escuadra con rueda a la izquierda del perfil corto, para hacerlo de forma más sencilla, puedes utilizar un martillo de goma y golpear suavemente.

A continuación debes introducir el felpudo ancho en la ranura exterior del perfil, es recomendable que dejes 3 centímetros de margen; después tienes que colocar la otra escuadra con rodamiento en el otro extremo del perfil, manteniendo esa distancia de 3 centímetros.

Posteriormente, debes realizar los mismos pasos con el perfil inferior; cuando lo tengas, debes colocar los felpudos estrechos en la ranura de la parte interior de los perfiles. A continuación, tienes que encajar el perfil vertical derecho en la estructura superior y después el perfil vertical izquierdo.

Después, tienes que insertar el felpudo ancho en las ranuras exteriores de los perfiles, dejando un sobrante de 3 cm. El siguiente paso sería colocar la estructura inferior en los perfiles verticales, utilizando un martillo de goma para su fijación; una vez hecho, ha llegado el momento de colocar la tela mosquitera.

Para ello, debes situar la malla en la parte trasera del premarco y colocar la junta de goma encima del canal interior del perfil; sin estirar la tela, tienes que encajar la junta de goma en 2 de los perfiles contiguos y, para los otros 2, estirar la malla y tensar mientras la insertas en la junta.

El siguiente paso sería cortar, utilizando un cutter, la malla sobrante por encima de la parte superior de la junta de goma. Ya tendrías montada la mosquitera corredera; ahora llega el momento de su instalación. Para eso, debes comprobar que los perfiles suman la medida de la puerta; puedes simplemente medirla en horizontal o realizar la comprobación.

Si estos coinciden, el último paso sería instalar la mosquitera corredera en los raíles de la puerta.

Instalación de una mosquitera corredera

Para ello, solo debes introducir la mosquitera en los perfiles de aluminio de la ventana; lo más recomendable es que comiences con la parte superior y después con la inferior, ejerciendo una ligera presión final para garantizar su fijación.

Debes verificar que los rodamientos están ubicados en la parte inferior y que facilitan la apertura y cierre de la puerta; cuando lo hayas hecho, ya podrás disfrutar de todas las ventajas de disponer de una mosquitera para puerta corredera.

En definitiva, instalar una mosquitera corredera es un proceso muy sencillo que no te llevará mucho tiempo; por eso, si dispones de una puerta corredera y deseas disfrutar de la mayor tranquilidad en tu vivienda sin renunciar a la ventilación e iluminación natural, no lo dudes y hazte ya con los mejores productos para la protección del hogar.

Deje su comentario