¿En qué consiste el mecanismo de las persianas alicantinas?

Nos encantan las persianas alicantinas. Son prácticas, ofrecen una estética tradicional a la fachada y son baratas. Sin duda, ya conocerás las ventajas que ofrecen, pero… ¿Sabes cómo funcionan realmente? ¿Cómo instalarlas o cómo repararlas? Su funcionamiento es tan sencillo que a veces pasamos por alto revisar estas cuestiones. No obstante, como con cualquier producto que se compra, hay que informarse antes de usarlo.

En el post de hoy, vamos a resolver las principales dudas sobre el mecanismo de las persianas alicantinas, para que puedas tratar la tuya correctamente y que, así pueda durarte mucho más tiempo. No te preocupes, que no se trata de una lección complicada. Solamente, debes saber un par de datos fundamentales. ¡Descubre cuáles son a continuación!

persiana alicantina azul

Características de una persiana alicantina

Antes de comenzar, merece la pena definir brevemente qué son esta clase de cortinas. En pocas palabras, las persianas alicantinas son persianas «de cuerda» enrollables. Por regla general, hay dos tipos de persianas alicantinas:

Ambas se emplean para proteger los interiores de la luz solar, así como para proporcionar intimidad. No obstante, cuentan con una gran ventajas y es que permiten que el aire pase dentro del hogar, aunque estén bajadas.

Tal y como su nombre indica, el origen de este artículo se halla en Alicante (población de Sax, en torno al siglo XIX); son económicas; y las primeras se fabricaban con trozos de vid. Esto se debe a que la economía sajeña se basa en la producción vinícola.

¿Cómo funciona el mecanismo de las persianas alicantinas?

Sabiendo estas pequeñas nociones, puedes imaginar las diferencias entre una persiana veneciana y una alicantina, por poner un ejemplo. Pero ahondemos más en su mecanismo:

El funcionamiento de las persianas alicantinas se basa en tirar de una cuerda que recoge las lamas, atravesando un agujero superior. Esto se consigue gracias a una polea, que puede ser metálica o de plástico. Al arrastrar dicho cordón, se genera el enrollamiento de la persiana, la cual se recoge sobre sí misma.

Puedes regular su posición usando el freno de retención situado en la polea, con un suave movimiento de la cinta. Por eso, con el tiempo, puede desgastarse.

Mecanismo de instalación

El mecanismo de instalación de las persianas alicantinas es bastante simple:

  • Divide el ancho de la cortina en 4 partes. De este modo, podrás colocarlo a un cuarto de la distancia completa desde cada uno de los extremos.
  • Señala los huecos en la persiana y taládralos.
  • Marca en la pared los puntos donde vas a instalar la persiana. Usa un nivel para que no cometeas errores.
  • Haz los orificios en la pared con una broca y pon tacos y alcayatas.
  • Mete los cáncamos.

¡Y listo! Para más información, consulta el post en el que explicamos cómo instalar una persiana alicantina paso a paso.

Reparación del mecanismo de las persianas alicantinas

Tanto las persianas alicantinas de madera como las de plástico se pueden reparar. Como hemos dicho antes, es frecuente que su cordón se estropee. Esto puede deberse al propio uso de la cortina, al paso del tiempo o las condiciones climatológicas. En nuestro blog, aprenderás a cambiar la cuerda de una persiana alicantina de manera rápida y sencilla. Básicamente, es una tarea que se realiza en cuatro pasos: descolgar la cortina, extraer los grampillones, reemplazar el cordón y recolocar la persiana.

Cómo y dónde comprar una persiana alicantina a medida

En Mosquiteras24H, puedes hacerte con una persiana alicantina hecha a medida. Tan sólo tienes que estipular qué medidas deseas para la misma y podrás beneficiarte de su funcional mecanismo. Ofrecemos tanto de modelos de madera (concretamente, de pino Soria) como de PVC. Ambos artículos están disponibles en varios acabados y colores, son económicos y enviados con freno de PVC.

Conclusión

Ahora conoces cómo funciona el mecanismo de las persianas alicantinas, cómo instalarlo y cómo repararlo. También hemos visto dónde comprarlas o cuáles son sus características principales. Si deseas que la tuya te dure más tiempo, aprende cómo limpiar persianas alicantinas. No obstante, éstas se tratan de un producto duradero y fácil de cuidar. Por lo que no tendrás problemas en mantenerlas en buen estado. Simplemente, úsalas con delicadeza (como todo en la vida).

Deja tu comentario